Emprendedor con Perspectiva Social

Emprender con perspectiva social

La idea de los emprendedores con perspectiva social define cómo las personas, las empresas y los empresarios colaboran para crear y financiar soluciones a los problemas sociales. A veces se denomina a una organización que emplea técnicas empresariales con la intención de encontrar una solución novedosa a un problema social o medioambiental. Se centra en la identificación de problemas sociales y en la promulgación de cambios sociales mediante el uso de ideas, procedimientos y métodos empresariales.

El emprendedor con perspectiva social integra las preocupaciones económicas y sociales para elevar el nivel de vida de los individuos y la sociedad. Los empresarios sociales satisfacen las demandas necesarias mediante una organización inventiva porque tienen una gran conciencia de las necesidades sociales. El éxito de los emprendedores sociales no se mide sólo en términos de ganancias financieras, sino que también se manifiesta en la elevación de los estándares de moralidad y valor.

Sin eliminar por completo el incentivo del beneficio, los emprendedores con perspectiva social están vinculados a industrias y organizaciones sin ánimo de lucro. El emprendedor social pone un fuerte énfasis en la construcción de capital social en lugar de evaluar el éxito en términos de beneficio o rendimiento.

En una línea similar, el emprendedor con perspectiva social se concentra en las preocupaciones medioambientales y proporciona nuevos conceptos de empresa con un importante efecto social y medioambiental.

Compromiso con perspectiva social

Creemos que establecer la congruencia del espíritu para emprender online con perspectiva social con el empresariado del que ha surgido es el método más práctico y persuasivo para describir el espíritu empresarial desde una perspectiva social. Los emprendedores con perspectiva social son creativos, impulsados y con capacidad de pensamiento crítico. El término «emprendedor social» se refiere a alguien que posee estas cualidades, así como la motivación para abordar los problemas sociales.

Las personas que son emprendedores con perspectiva social tienen respuestas creativas a algunos de los problemas más acuciantes y difíciles de la sociedad. Son decididos y ambiciosos, se ocupan de problemas sociales importantes y presentan nuevas sugerencias para lograr un cambio significativo.

A lo largo de la historia, estas personas han ofrecido respuestas a problemas sociales supuestamente insolubles, mejorando significativamente la vida de muchas personas al modificar el funcionamiento de los sistemas vitales.

En resumen, las tres estrategias de fusionar las empresas comerciales con el efecto social, inventar para el impacto social y encender la transformación social se utilizan para describir el espíritu de emprendedor con perspectiva social. La perspectiva social que destaca el espíritu emprendedor como catalizador del desarrollo social es de especial importancia para el ensayo.

Este artículo se centra más especialmente en el espíritu emprendedores con perspectiva social, que desarrolla soluciones novedosas para los problemas sociales actuales, así como moviliza los conceptos, las habilidades, los activos y las configuraciones sociales necesarias para una transformación social sostenible a largo plazo.

Tipos de emprendimientos con perspectiva social

El emprendimiento con perspectiva social adopta muchas formas diferentes. Aquí se examinarán cuatro categorías de emprendimiento social:

1. Un empresario social de barrio: Los emprendedores con perspectiva social de la comunidad son los que realizan cambios a pequeña escala. Un joven que trabaja con los niños pobres de un pueblo, un grupo de estudiantes universitarios que emprenden proyectos de limpieza y plantación en una ciudad o uno o varios grupos sin ánimo de lucro que promueven la justicia social son ejemplos de emprendedores sociales comunitarios.

Los emprendedores con perspectiva social con un enfoque local trabajan para una amplia gama de problemas en localidades y comunidades concretas. Se encargan de todo, desde la seguridad de las plantaciones y el medio ambiente hasta la provisión de puestos de trabajo a los dignos, desde la limpieza y el saneamiento hasta los servicios de empleo y la distribución de alimentos.

Este tipo de emprendedores con perspectiva social son los que trabajan para mejorar las cosas de inmediato.

2. Emprendedores con perspectiva social que trabajan para organizaciones sin ánimo de lucro: estos emprendedores apoyan la reinversión de los beneficios. Por tanto, aportan sus ingresos a la causa además de la inversión inicial.

Por ejemplo, si el objetivo principal fuera educar a niños de familias desfavorecidas y obtuvieran más fondos de los necesarios para hacerlo realidad, utilizarían el dinero extra para enseñar a mujeres y ampliar su clientela.

Este tipo de emprendimiento con perspectiva social es el preferido por quienes tienen una actitud orientada a los negocios. Además, las empresas y organizaciones optaron por el emprendimiento social sin ánimo de lucro para dar un buen uso a su generosidad.

3. emprendedores con perspectiva social transformacional: Estos empresarios se concentran en crear una empresa que pueda abordar un problema que ni otras empresas ni los programas gubernamentales pueden resolver.

El emprendimiento con perspectiva social transformador se parece más a la gestión de una organización, ya que emplea personal cualificado, encuentra métodos novedosos para seguir siendo competitivo, cumple los requisitos legales y realiza todas las actividades de tipo empresarial.

Para los emprendedores con perspectiva social transformacionales, el panorama más amplio es un acuerdo de cooperación de varias empresas que ayudan a la sociedad tanto colectiva como individualmente.

4. Emprendedores con perspectiva social global: Estos tienen una perspectiva más amplia y se concentran en los ajustes necesarios a escala mundial. Por encima de todo, dan prioridad a la responsabilidad social.

Emprendedoras con perspectiva social

Características del emprendimiento social

El objetivo de los emprendedores con perspectiva social es apoyar los esfuerzos comerciales de la sociedad a largo plazo. Su objetivo principal es el desarrollo del capital social y no evalúan los logros en términos de ganancias financieras. Los siguientes son algunos rasgos del empresariado social:

Provocar el cambio social: El emprendedor con perspectiva social se considera una herramienta de transformación social. Reconoce los problemas sociales y trabaja para provocar el cambio social utilizando prácticas empresariales.

Iniciativa innovadora: El emprendedor con perspectiva social ha comenzado a desarrollar nuevos pensamientos, ideas y métodos para resolver problemas sociales. Las dificultades sociales incluyen problemas de salud, educación, desempleo, catástrofes naturales y otras cuestiones. Los emprendedores con perspectiva social están desarrollando enfoques y estrategias innovadoras para resolver las preocupaciones y dificultades sociales.

Crear valor: La creación de valor para la sociedad es el objetivo principal del emprendedor con perspectiva social. No mide el rendimiento en términos de beneficio o rentabilidad, sino en el desarrollo del capital social. Los empresarios participan en este tipo de operaciones comerciales que pueden aportar valor a la sociedad y mantenerla.

Los emprendedores con perspectiva social son el motor de la transformación social. Contribuyen a la sociedad compartiendo sus conceptos, información e ideas frescas y vanguardistas. Son conscientes de las necesidades de la sociedad y utilizan una organización innovadora para satisfacerlas. Miden su rendimiento no sólo en términos de beneficios, sino también en términos de mejora del valor y de la norma social.

Satisfacción: El emprendedor con perspectiva social, que apoya la satisfacción de las necesidades de los grupos marginados, hace hincapié en el despliegue de iniciativas creativas, útiles, sostenibles y basadas en el mercado. En este momento, los responsables de la toma de decisiones de alto nivel le dan la máxima importancia.

Los emprendedores con perspectiva social se caracterizan por los siguientes atributos clave:

La historia económica demuestra que, si bien la expresión emprendedores con perspectiva social es nueva, la idea en sí no lo es. Sí ha recobrado popularidad en una sociedad en la que la brecha entre los ricos y los pobres es cada vez mayor. Debido a esta mayor conciencia, muchos han dado un paso adelante para apoyar a los oprimidos y marginados de la sociedad.

Los emprendedores con perspectiva social son pragmáticos solucionadores de problemas que no dudan en asumir cualquier asunto importante para promover los intereses de los más desfavorecidos de la sociedad. Tienen una aptitud asombrosa para detectar el enorme potencial que tienen los miles de millones de personas desfavorecidas.

Tienen el firme compromiso de ayudar a las personas a maximizar sus capacidades para mejorar y elevarse. Para ello, emplean la inspiración, la creatividad, la valentía, la fortaleza y, sobre todo, la acción directa para crear un nuevo acontecimiento y una nueva realidad que tenga beneficios sociales duraderos y conduzca a un futuro más brillante para la sociedad. Ese es el compromiso de los emprendedores con perspectiva social.

Estas personas, o llamémoslas como son emprendedores con perspectiva social, introducen soluciones a problemas sociales que parecen no tener esperanza de ser resueltos para mejorar la vida de numerosas personas marginadas, desfavorecidas y sin derechos, que son débiles y carecen de poder político y recursos financieros.

Sirven de agentes de cambio para la sociedad, del mismo modo que los emprendedores con perspectiva social transforman los negocios. Aprovechan las oportunidades que otros dejan pasar y los equilibrios mejoran. Lo consiguen desarrollando estrategias novedosas y remedios duraderos para mejorar la sociedad en relación con el estado actual de las cosas.

Sin embargo, los emprendedores con perspectiva social se mueven para avanzar en el bienestar social, a diferencia de los emprendedores comerciales, que suelen estar orientados al beneficio. Sin embargo, los empresarios sociales son tan inventivos y están tan orientados al cambio como sus homólogos empresariales, buscando nuevos enfoques para los retos sociales.

Los emprendedores con perspectiva social se caracterizan por los siguientes atributos clave:

(a) Ambición: Uno de los rasgos clave de los emprendedores con perspectiva social es tener un alto nivel de ambición. Son los revolucionarios y reformistas con una causa social. Son los individuos impulsados que se ocupan de cuestiones sociales importantes y presentan conceptos y opciones nuevas para un cambio significativo.

Estos emprendedores con perspectiva social pueden encontrarse en todas las esferas de la vida y en todo tipo de empresas, incluidas las organizaciones sin ánimo de lucro de vanguardia, las empresas lucrativas con conciencia social, como los bancos de desarrollo comunitario, y las empresas híbridas que mezclan características lucrativas y no lucrativas.

(b) Militantes: Las historias de vida de los emprendedores con perspectiva social de éxito demuestran que su misión, o su objetivo final, es proporcionar todo el beneficio social que puedan, en lugar de limitarse a ganar dinero. Sí, generar riqueza puede contribuir al esfuerzo, pero no es el objetivo en sí mismo.

En realidad, el objetivo principal de los emprendedores con perspectiva social es fomentar el cambio social sistémico y producir el impacto deseado. Debido a su objetivo, tienen la resistencia, la tenacidad y la determinación necesarias para enfrentarse a problemas sociales importantes y aparentemente insuperables.

(c) Estratégico: Al igual que los propietarios de empresas inteligentes, los emprendedores con perspectiva social buscan y señalan problemas sociales urgentes que otros pasarían por alto. Aprovechan estas oportunidades para desarrollar nuevos sistemas sociales, encontrar remedios e idear estrategias novedosas que aporten valor a la sociedad.

(d) Ingeniosos: Los emprendedores con perspectiva social actúan fuera de la esfera empresarial, dentro de un marco social. Como consecuencia de su restringido acceso a la financiación y a los mecanismos convencionales de apoyo al mercado, disponen de recursos limitados. A la luz de estas circunstancias, deben tener el poder de reunir y desplegar los recursos humanos, financieros y políticos necesarios para abordar las cuestiones sociales.

(e) Orientado a los resultados: Los emprendedores con perspectiva social están motivados, en última instancia, para obtener resultados cuantificables que tengan un impacto notable en la sociedad. Estos resultados alteran e incluso modifican las dinámicas y verdades actuales, al tiempo que abren la puerta a nuevas oportunidades para los miembros desfavorecidos y oprimidos de la sociedad. Son capaces de liberar y utilizar el potencial de la sociedad para lograr la transformación social.

Emprendedora con perspectiva social

Emprendedores con perspectiva social: Significado, Necesidad, Importancia para la Sociedad

Los emprendedores individualistas son fuerzas cruciales para la innovación y el desarrollo. Actúan como fuerzas promotoras del crecimiento en el sector empresarial, aprovechando las oportunidades y fomentando la creatividad para promover la prosperidad. Por el contrario, los emprendedores con perspectiva social son aquellos que identifican un problema social y utilizan conceptos empresariales para planificar, lanzar y dirigir una empresa con el fin de lograr un cambio social.

Los emprendedores con perspectiva social son los que pueden aportar soluciones novedosas a los problemas más acuciantes y difíciles de la sociedad. Son decididos y ambiciosos, se enfrentan a problemas sociales importantes y presentan nuevas sugerencias para lograr un cambio significativo.

A lo largo de la historia, estas personas han ofrecido respuestas a problemas sociales supuestamente insolubles, mejorando significativamente la vida de muchas personas al modificar el funcionamiento de los sistemas vitales.

Diferencias entre empresarios y emprendedores con perspectiva social

Para actuar como agente de cambio en la sociedad, el emprendedor con perspectiva social debe 1. Adoptar una misión para crear y mantener el valor social; 2. Buscar y perseguir nuevas oportunidades para servir a esa misión; 3. Innovar, adaptarse y aprender continuamente en post de la misión; 4. Actuar con audacia independientemente de los recursos disponibles; y 5. Rendir cuentas de los resultados de las actividades y ser responsable de los resultados de las actividades.

Así, un emprendedor con perspectiva social se diferencia de un empresario con conciencia comercial en que el primero mide su éxito en función de la influencia que ejerce en la sociedad, mientras que el segundo lo hace en función del beneficio y la rentabilidad.

Un emprendedor con perspectiva social propone soluciones novedosas a problemas sociales acuciantes y las pone en práctica a gran escala en beneficio de la humanidad, a diferencia de un emprendedor comercial que puede poner en marcha un nuevo negocio. A pesar de que las frases son todavía bastante nuevas, los emprendedores con perspectiva social y el empresariado social existen desde hace siglos.

A continuación, se enumeran algunos de los principales emprendedores con perspectiva social del mundo a lo largo de la historia:

  • La primera escuela de enfermería fue creada por Florence Nightingale, del Reino Unido, que también encabezó los esfuerzos por mejorar las condiciones de los hospitales.
  • Margaret Sanger, fundadora de Planned Parenthood Federation of America, encabezó los esfuerzos mundiales para promover la planificación familiar.
  • Robert Owen, pionero del movimiento cooperativo.
  • Muhammad Yunus (Bangladesh): Fundó el Banco Grameen de Bangladesh y recibió el Premio Nobel de la Paz en 2006. Comenzó a conceder microcréditos a los pobres del país en 1976, y su modelo ha sido adoptado desde entonces por naciones de todo el mundo.
  • La Dra. Maria Montessori, italiana, es la creadora del método Montessori de educación infantil.

La razón de emprendedores con perspectiva social

Hay varias razones por las que los emprendedores con perspectiva social son necesarios e importantes. Los emprendedores sociales actúan como agentes de cambio para la sociedad, aprovechando las oportunidades que otros pasan por alto, mejorando los sistemas, desarrollando estrategias novedosas y aportando soluciones para mejorar la sociedad, al igual que los emprendedores comerciales transforman la fisonomía de la empresa.

Un emprendedor con perspectiva social propone soluciones novedosas a los problemas sociales y luego las ejecuta a gran escala en beneficio de la humanidad, a diferencia de un empresario comercial que puede desarrollar sectores totalmente nuevos.

En conclusión, los emprendedores con perspectiva social que han hecho importantes contribuciones a la historia y que se mencionan más arriba tienen algo en común: han descubierto soluciones viables a enormes retos sociales que han alterado significativamente la sociedad y la humanidad.

Enfoques del emprendedor con perspectiva social

Existen varios métodos para investigar el emprendimiento social. A continuación, se exponen los enfoques del emprendimiento social:

La Escuela Innovadora de Pensamiento:

Se centra en los emprendedores con perspectiva social como aquellos que encuentran métodos creativos para resolver problemas sociales y satisfacer las demandas de la sociedad. Debido a su capacidad para efectuar cambios, los emprendedores sociales crean combinaciones novedosas de bienes o servicios, técnicas de fabricación y estructuras organizativas. El enfoque metódico de la innovación ha influido en una parte importante de la sociedad.

La Escuela de Pensamiento de la Empresa Social:

Se centra en los emprendedores con perspectiva social que participan en diversas actividades generadoras de ingresos. Los numerosos servicios que se ofrecen a la sociedad llevan aparejadas unas tasas; no todos son gratuitos.

En forma de ayudas y subvenciones, este dinero se utiliza en beneficio de la sociedad. Esta institución hace mucho hincapié en que toda empresa social tiene que ganar dinero para crecer de forma sostenible y prestar servicios continuos a la sociedad. Esta estrategia es utilizada por organizaciones benéficas como hospitales, escuelas, colegios y ONG.

El enfoque EMES:

La red europea de investigación se denomina EMES. Este método sugiere que la empresa social debe tener una estructura participativa. Se concentra principalmente en tres aspectos distintos de las empresas sociales: el económico y empresarial, el social y el de la gobernanza participativa.

El énfasis de los componentes económicos y empresariales está en la producción y venta continuas de productos y servicios, asumiendo un alto grado de riesgo y pagando lo mínimo a los trabajadores. En una línea similar, el espíritu emprendedor con perspectiva social hace hincapié en el objetivo expreso de ayudar a la comunidad.

De forma similar, la gobernanza participativa de las empresas sociales pone un fuerte énfasis en la autonomía, la autoridad para tomar decisiones que no dependen de la propiedad del capital y el carácter participativo de la toma de decisiones.

Estrategia del Reino Unido

Este método establece que el objetivo principal de las empresas sociales es cumplir las expectativas de la sociedad. La empresa social puede participar en una serie de actividades empresariales para generar ingresos y excedentes, como ha puesto de relieve esta estrategia. La mayor parte del excedente no debe entregarse a los accionistas o inversores. Para que la empresa social sea sostenible, es necesario invertir en ella.

Viabilidad a largo plazo de las empresas sociales

La sostenibilidad de las empresas con perspectiva social se define como su acceso a los recursos y su capacidad para perdurar y realizar actividades sociales durante un largo periodo de tiempo. Depende de su capacidad para cubrir los gastos de funcionamiento y crecimiento.

Las empresas con perspectiva social sólo pueden llevar a cabo actividades sociales durante mucho tiempo cuando son capaces de obtener recursos y responder a las expectativas de la sociedad. La gestión y las finanzas de las empresas sociales son las que más influyen en su sostenibilidad.

Financiación:

La financiación es uno de los factores que afectan a la sostenibilidad de las empresas con perspectiva social. La sostenibilidad de las empresas sociales depende de la capacidad de gestionar fondos. Los fondos pueden generarse a través de fuentes internas y externas.

Las fuentes internas incluyen la autofinanciación, las suscripciones de los miembros y las cuotas cobradas por el servicio prestado. Del mismo modo, las fuentes externas incluyen ayudas, subvenciones, premios, donaciones, etc. Existen diferentes fuentes de financiación para la empresa social. Algunas de ellas son:

Autofinanciación

Una fuente importante de financiación de las empresas con perspectiva social es la inversión de capital realizada por los empresarios sociales. Tanto el capital fijo como el de trabajo son aportados por los empresarios sociales. Realizan inversiones financieras tempranas para la puesta en marcha y el funcionamiento de las empresas sociales.

Las cuotas pagadas por los miembros constituyen una suscripción

En las empresas con perspectiva social participan diferentes tipos de miembros, como los vitalicios, los de duración determinada, los generales, etc. La cuota de afiliación la pagan simultáneamente los miembros vitalicios y los de plazo fijo, y la pagan al final de cada ejercicio los miembros generales.

Cuotas cobradas

En función de las necesidades de la empresa social, se pueden ofrecer varios tipos de servicios a los distintos clientes. Por ejemplo, la planificación de programas de formación o de mejora de la eficiencia, la entrega de medicamentos, las campañas de concienciación pública, etc. Estos programas se llevan a cabo mediante el cobro de pequeñas cuotas a los clientes.

Para muchas empresas sociales, las ayudas y subvenciones son una importante fuente de financiación. En la elaboración de cualquier programa social, las subvenciones son otorgadas por el gobierno u otra organización en forma de dinero en efectivo, mientras que los subsidios se dan en forma de productos y servicios.

Donaciones

Las organizaciones gubernamentales, las empresas comerciales y los empresarios ofrecen varios tipos de donaciones a las empresas con perspectiva social en función de sus actividades sociales. Se conceden premios en metálico a las empresas sociales en reconocimiento a sus destacadas contribuciones a la sociedad.

Administración

Para que una empresa funcione sin problemas, es necesaria una gestión adecuada. El sistema de gestión de una empresa con perspectiva social determina si tendrá éxito o fracasará en su totalidad. El buen funcionamiento y la sostenibilidad de las empresas con perspectiva social dependen de una gestión eficaz.

A continuación, se exponen algunas de las consideraciones que deben tenerse en cuenta para que los emprendedores con perspectiva social funcionen con éxito:

Equipo de gestión

Las empresas con perspectiva social no pueden prosperar de forma sostenible sin un equipo de gestión fuerte. En el desempeño de sus tareas, los miembros del equipo deben practicar la interacción, el debate, el apoyo y el control mutuos. Además, sirve de marco de ayuda para los empresarios sociales.

Es necesario que la empresa con perspectiva social tenga una visión, un objetivo y una táctica definidos. Mientras que el propósito esboza cómo lograr los objetivos, la visión describe dónde espera estar la empresa en el futuro. Al igual que los planes, las estrategias implican la creación de un plan a largo plazo con énfasis en el objetivo de la empresa a largo plazo.

Suficiencia de recursos

El desarrollo sostenible de la empresa social debe hacer un uso eficaz de los recursos disponibles. Los recursos incluyen elementos como la mano de obra, los suministros, los equipos y la tecnología. Los emprendedores con perspectiva social pueden organizar eficazmente el programa social cuando disponen de suficientes recursos.

Flexibilidad en el funcionamiento

Para llevar a cabo actividades sociales durante un tiempo prolongado, se requiere flexibilidad en el funcionamiento. El entorno social es dinámico e introduce nuevas ideas, situaciones desafiantes y complejidad en las interacciones sociales. Por ello, las empresas con perspectiva social deben adaptar sus procedimientos, enfoques y estrategias para llevar a cabo su labor benéfica al siempre cambiante panorama social.

Formación y desarrollo

Para aumentar la productividad de los empleados en el trabajo, es fundamental contar con programas eficaces de formación y desarrollo. Mientras que los programas de desarrollo promueven el avance de las capacidades de gestión de los directivos, la formación ayuda a mejorar las habilidades técnicas de los empleados subordinados.

Una herramienta esencial para el crecimiento a largo plazo de la empresa con perspectiva social es la buena gobernanza. Es necesario preservar la apertura y la transparencia de la empresa en todas sus operaciones. Es mejor abstenerse de manipular a los demás, de malgastar los recursos y de mantener los asuntos internos en privado.

Redes sólidas

Para el crecimiento a largo plazo de las empresas con perspectiva social, es esencial la creación de redes sólidas con organizaciones nacionales e internacionales. Los empresarios sociales deben mantener una conexión pública positiva con estas instituciones para desarrollar una red sólida. Deben comunicarse a menudo con las organizaciones que ayudan a la empresa a llevar a cabo sus proyectos sociales.

Efectos y resultados del emprendedor con perspectiva social

Es necesario evaluar los resultados y los efectos de las empresas con perspectiva social para desarrollarlas y mantenerlas. La toma de decisiones de los directivos se apoya en la información que proporciona la medición del efecto y el rendimiento de las empresas.

Esto facilita que las empresas rindan cuentas de sus acciones y que las actividades de todas las partes interesadas, incluidos los clientes, los trabajadores, los inversores, los voluntarios y el público en general, sean transparentes.

A continuación, se exponen algunas de las técnicas más utilizadas para evaluar el rendimiento y el efecto de las empresas sociales:

SROI: Retorno social de la inversión

La técnica SROI se emplea para evaluar la contribución que las empresas con perspectiva social aportan a la sociedad. Incluye costes y recompensas monetarias por factores sociales, medioambientales y económicos. Su principal objetivo es asignar valores monetarios a los resultados sociales y medioambientales.

A continuación, se indican los pasos necesarios para ejecutar un análisis SROI:

Establecer el alcance e identificar a las partes interesadas importantes, mapear los resultados, demostrar el valor de los hallazgos, establecer el impacto y calcular e Informar a la autoridad competente el SROI son los cinco primeros pasos.

(CAS) Contabilidad y auditoría social

Examinar e informar de los resultados de las empresas con perspectiva social a las autoridades competentes para que los revisen es el objetivo de la herramienta de Contabilidad y Auditoría Social.

También puede considerarse como la principal fuente de registros completos, información, estadísticas financieras precisas e informes de los efectos sociales de las organizaciones. Además, hay cuatro pasos: planificación, contabilidad, auditoría e informes.

A continuación, se exponen las directrices fundamentales de la CAS:

Es necesario definir el área operativa, elaborar una lista de los participantes, determinar los hechos, las estadísticas y la información, y comparar con otras organizaciones o con la misma organización a lo largo del tiempo.

Toda la información debe ser transparente y todos los libros de cuentas deben ser verificados. Además, se deben incluir todas las operaciones de la organización y se deben cumplir todos los requisitos de información y debe ser verificado por personas ajenas a las organizaciones.

Modelo lógico

Los insumos, los productos y los resultados del programa que implementan las empresas con perspectiva social se definen mediante el modelo lógico, una herramienta de planificación y programación. Adopta un enfoque metódico para la evaluación del programa que da prioridad a los productos sobre los resultados.

Además, ofrece la estructura necesaria para que la organización integre el seguimiento y la evaluación del rendimiento a lo largo de todo el ciclo de vida del programa social. Este modelo consta de tres partes: insumos, productos y resultados.

Por lo tanto, ofrece un enfoque común para unificar la planificación, la programación, la ejecución y la evaluación de las actividades sociales, así como para definir claramente las mejores formas de llevar a cabo el programa social.

Evaluación del impacto social (EIS)

El enfoque de la EIS se utiliza para evaluar el impacto social de la ejecución de un plan mediante el seguimiento, el análisis y la gestión de sus efectos sociales previstos e imprevistos. Conocer el verdadero impacto de la ejecución de la empresa con perspectiva social es el objetivo de esta estrategia.

A continuación, se indican algunos factores importantes que deben tenerse en cuenta al diseñar las herramientas de EIS:

a) Detección y tratamiento de los problemas sociales.

b) Descripción del proyecto y directrices de análisis

c) El marco institucional y jurídico

d) El análisis de las partes interesadas

e) El contexto sociocultural, económico, histórico y político, etc.

Saldos en tu balance

El cuadro de mando integral es una herramienta de evaluación del rendimiento que equilibra los resultados financieros y no financieros mediante la inclusión de muchas variables. Un cuadro de mando integral también se utiliza para evaluar el rendimiento de las empresas con perspectiva social a corto y largo plazo.

Normalmente, se parte de cuatro dimensiones -finanzas, clientes/partes interesadas, procesos empresariales internos y aprendizaje y crecimiento- para crear objetivos y supervisar los resultados del rendimiento.

Todo lo que vimos en este artículo, es una forma de resumir a grandes rasgos todo lo que implica emprender con perspectiva social.

Te puede interesar este artículo: Como elegir un nicho para emprender